Pasados 120 días desde el comienzo del aislamiento obligatorio, consideramos que debemos hacer algunas reflexiones sobre la situación en Salto.

El Equipo de Salud está haciendo un esfuerzo enorme, y merece el reconocimiento, pero los contagios por Covid-19, aumentan de manera preocupante. Desde el Municipio se ha tratado de concientizar a la población, pero el objetivo no se ha logrado. Esto es evidente porque se repiten las reuniones, los asados, los partidos de fútbol, circulan muchas personas sin barbijo, no se respeta el distanciamiento social.

Desde el primer momento, el Intendente buscó señalar culpables (un médico, una empresa…) pero nunca hizo una autocrítica sincera y tampoco aceptó ampliar el Comité de Crisis, para enriquecerlo con otras miradas y nuevas estrategias.

Consideramos que se debe reforzar el “Quedate en casa” arbitrando medidas para que los adultos mayores y personas de riesgo, accedan a lo que necesitan sin necesidad de movilizarse y reafirmar la concientización de la franja etaria que debe salir a trabajar.

Es tiempo de dejar los gritos y el señalamiento. Es momento de trabajar escuchando a la ciudadanía, a la oposición y a los representantes de las organizaciones de Salto. Es momento de hacer efectivos los controles y de hacer campañas en los barrios clarificando lo verdaderamente importante para minimizar los riesgos de contagios.

En conclusión, aplaudimos el accionar de las autoridades de Salud, pero advertimos que se las está dejando muy solas. Corrijamos el rumbo. Estamos a tiempo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Seguimos leyendo?

En tarde a la mañana por FM Ciudad 88.5 Hablamos con Pamela Sueldo, a cargo de la oficina …